ACTUALIZACIÓN: Este post lo escribí en 2017 y este año, por supuesto, volveré a ir. Además, este año ya no solo tengo mis 6 cursos dónde ayudo a cientos de alumnos a diseñar lo que será el corazón de su negocio: SU WEB.

 

Sino que además acabo de lanzar el curso más potente y avanzado de todos emprendit.online donde ayudo a emprendedores digitales e infoproductores a emprender online con éxito con mi revolucionario Método DIT (Do it together).

 

Después de leer el artículo pásate por Emprendit.online que seguro que te encantará. Ah y además tendrás un Training de regalo 😉

Hoy es lunes, acabo de sentarme delante del ordenador después de llevar a mis hijos al cole y la guardería. Tengo muchas cosas que hacer esta semana, entre páginas webs, pasar presupuestos, etc. pero no quería dejar de escribir sobre lo que viví este pasado sábado. Tanto si pudiste ir como si no, creo que te va a gustar leerlo.

Vayamos por partes.

El evento se celebraba el día del final de la Champions en el que el Real Madrid jugaba por conseguir la duodécima, y para un madridista como yo que además era el primer año que iba a ver el partido con mi hijo de 5 años y con la tremenda ilusión que nos hacía poder verlo juntos, eso no ayudaba.

El caso es que compré la entrada sabiendo que sobre las 6 de la tarde me escaparía para estar con él. Pero… ¿que pasó desde las 9 de la mañana hasta las 6 de la tarde para que hoy esté escribiendo esto?

 

Si te remueve por dentro algo…

Cuando llegué no tenía claro lo que iba a ver y menos aún lo que iba a sentir.

Me animó asistir a la cita que allí vería a muchos de mis compañeros, tutores y al propio Franck Scipion del curso de Autoridad Ascendente que ahora estoy haciendo. Y no desmereció, fue una gozada ponerles cara y poder hablar con ellos sin una pantalla mediante.

Pero… ¿qué más pasó allí Gonzalo? Me tienes con la intriga…

Cuando tu ves una peli, lees un libro, tienes una larga conversación con amigos o asistes a un evento, pueden pasar muchas cosas, que aprendas, que te diviertas… o puede pasar que te remueva algo por dentro, puede pasar que eso que escuches o leas o veas taladre directamente dentro de tí y te cambie.

Puede pasar que esos libros, eventos… se conviertan en emociones y cambien directamente tu vida. Entonces ya no es un libro o una peli o un evento externo a ti. Ya, eres tú.

Es lo que te va a pasar, es parte de tu futuro, es ahora parte de tu forma de pensar o sentir, son las herramientas con las que construirás tu camino.

Y esto de lo que hablo, pasó allí.

Empezaré por el final…

Y, si. Al acabar mi evento de Hotmart Start Madrid, llegué a casa, y después de garles un gigante beso a mi mujer e hijos (el mayor ya estaba con la camiseta del Madrid puesta) mis ojos cargados de ilusión le adelantaron a Irene (mi mujer) lo que iba a contarla en ese instante.

Y si. Le hablé de Érico Rocha. Joder qué tío, vaya bofetada de ilusión me había dado. Con qué sutileza y elegancia. Con qué ternura. Con qué alma y verdad nos había contado su experiencia. Con qué humildad nos hablaba de cómo consiguió ganar un millón de dólares en un día. COn qué emoción nos contaba cómo había ayudado a cientos de alumnos a hacer algo parecido, en 7 días o 3 meses.

Nos puso un vídeo de un joven chico que soñaba con pintar caricaturas y por su sueño lo perdió todo, con mujer e hijo pequeño. Nos contó como a aquel chico, que incluso lloraba contando su historia, Érico pudo cambiarle la vida. Uno de la fila de detrás mío susurró que le había emocionado mientras se quitaba la lágrima que huía de sus ojos.

Se cruzó un océano, dejando a su mujer embarazada en casa, para contárnoslo.

Y al final dijo algo así como: “Si solo a una persona le ha removido algo por dentro… si solo a una persona de la sala he podido ayudar, ha merecido la pena el viaje.”

Érico. No te tengo delante para responderte ni creo que nunca leerás esto.

Pero aún así te respondo. Pese a que en todo lo que has leído ya, tienes la respuesta.

Mereció. Gracias. Fue un espectaculo de sencillez, de magia, que acabó en una ensalada de emociones, qué acabó, aunque tú no lo sepas conmigo contando de forma atropellada en el salón, frente a Irene, todo lo que aquél día sentí. Todo lo que hoy se ha clavado en mis sueños.

Y por supuesto, lo primero que haré hoy, será seguirte, leerte y aprender. Pero se trata de un aprendizaje cargado de emociones. Porque un aprendizaje sin la maleta de la pasión es la linea recta hacia el olvido.

Pero hubo mucho más…

Si te lo perdiste, tengo buenas noticias.

Porque João Pedro Resende, el fundador de Hotmart. Y del que no puedo seguir escribiendo sin darle mis más sinceras y enérgicas gracias por hacer lo que hizo y reunir a tantas estrellas del “Rock” en tan poco tiempo. Por supuesto, para mi Hotmart ya tiene un hueco en mi presente y futuro cercano.

Pero las buenas noticias son que, se comprometieron a repetir este evento el año que viene, al que por su puesto si asistes, coincidirás conmigo porque será una cita marcada en rojo en mi calendario.

Hubo mucho más…

Hubo ponencias espectaculares, brillantes, reveladoras. Y en todas ellas se te movía algo por dentro. Empezó João contando su historia y hablando desde la humildad, como había conseguido montar Hotmart. Me va a ser imposible trasladarte todo aquello en estas líneas, aunque trataré de acercarme los más posible.

João nos hablaba de cómo empezó en Brasil desde cero y acabó montando una plataforma que hoy cuenta con miles de horas de cursos donde cientos de profesores de miles de materias ayudan a miles de alumnos a aprender infinidad de cosas. Y de por medio, ayudando a que muchos mediante afiliación o generando ingresos con sus cursos, puedan vivir de sus pasiones.

¿te parece poco? João, un soñador que ha cumplido su sueño y se dedica ahora a ayudar a otros a que cumplan el suyo.

Soñadores ayudando a soñadores.

Si has llegado hasta aquí leyendo el artículo es que ya estás medio enamorado. Y me alegro de que tú y yo estemos alineados en eso. Porque esas palabras son quizá las que mejor resuman el evento: “Soñadores ayudando a soñadores”

Y quién no ha leído hasta donde tu, no lo sabrá nunca.

En aquél escenario se subieron desde Vilva Nuñez, que ya empezó removiendome por dentro con aquel imperio de sistematismos automáticos que ha creado para vender infoproductos. Simplemente, me abrió la mente. Me enseñó una parte de la meta, nos trajo una foto de la cima de la montaña que estamos subiendo esa legión de soñadores.

Y no sabemos si todos coronaremos la cima. Realmente es una cordillera de muchas cimas, y aunque por la que yo transite no sea la más alta, ya puedo decir que he coronado alguna y que estoy disfrutando como un niño de este precioso camino de libertad, tiempo y pasión.

También ví a Víctor Martín.

Imagino que a estas alturas cuando leais el verbo ver, sabéis que podéis sustituirlo por el de sentir, sin temor a equivocaros.

Víctor nos habló de su marca personal, de las nuestras.

No habló de especializarnos en algo y convertirnos en “El tío o la tía de algo” “El tío del video marketing” “El tío de las redes sociales”… es decir, ser el experto de algo y ser tan bueno, que cuándo alguien piense en ese algo, automáticamente estará pensando en tí.

Y no nombraré a todos uno por uno porque tu tienes cosas que hacer y yo también.

Pero si debo confesarte antes de acabar que me fascino Miquel Baixas con una explicación tan clara y precisa de cuáles son los pasos a seguir para tener éxito con nuestros sueños, con nuestras pasiones. Y con alertarnos de que a veces, aunque el camino respire éxito, puede que te esté conduciendo directo a una prisión.

A una prisión que te robará tu tiempo, que te robará a tu familia, que te robará tus sueños y tu alegría. El gran Miquel nos plantó los pies en la tierra. Nos hizo saber que no porque reluzca es oro y nos mostró el camino correcto. Miquel es otro soñador que se dedica a ayudar a otros soñadores a cumplir los suyos.

Me es imposible acabar omitiendo a Luis Eduardo Barón que sueña con tener un millón de millonarios. De ayudar a un millón de personas a tener la estabilidad económica que le permita vivir gobernando su tiempo. Luis, con su amabilidad, sencillez y con una corbata verde, nos encandiló. Nos removió.

Y cómo no.

Y cómo no agradecer a Frack Scipion muchas y muchas cosas. Cómo no agradecerle que aquel día me enviase aquel email hablándome del evento de Hotmart, al que en un primer momento no pensé ir. Pero al que se añadió que se celebraba a pocas manzanas de  mi casa y aquello lo entendí como una señal que me hacía inevitable ignorar el evento.

Franck nos habló con la elegancia y la sencillez que le hace único de esa herramienta tan efectiva para llegar a nuestro objetivo como son los webinars. Nos confesó sus errores y nos contó sus aciertos.

Como ves, no fue un evento.

Fue una ensalada de emociones, aliñada con esa espectacular magia de Juan Luis Cano en el complicadísimo arte de levantar cientos de sonrisas de las butacas. Aquella mañana que acabó por la tarde, me reí, por su maravillosa culpa, con imprudencia.

Y aquí os dejo, que me han dado las 11. Aquí os dejo y aquí sigo. Aquí empiezo. Yo llevo ya algunos años viviendo un sueño. Trabajando en casa, generando mi propio salario con mis cursos y mis trabajos de diseño y posicionamiento. Pero cada vez que veo soñadores ayudando a soñadores, algo muy grande, me remueve por dentro.

Gracias a todos con los que hablé, gracias a tanto soñador suelto encima o debajo del escenario. Por la calle, no nos distinguen, pero ahí vamos, incautos, rebeldes, como si fuéramos uno más en los fríos días grises de invierno, brillando de luz, de calor, de sueños.

Parecemos uno más.

Bien sabéis que no lo somos.

Cuéntame tú, tu final.

Si fuiste. No te vayas.

Cuéntame lo que me perdí.

Dime en los comentarios como acabó la fiesta.

Cómo fueron las ponencias que me perdí por estar aquella noche con mi hijo. Por cierto, el Madrid ganó. Aquella noche con él, la recordaré toda la vida. Su ilusión no era comparable con la mía. Aquella noche también soñé en sus ojos.

Y cuéntame también… como fue tu final al llegar a casa.

¿Tu final también empieza ahora? ¿Tu final también se ha convertido en un comienzo?

Y si a tí también te removió. Si alguno de tus sentimientos también están en esta crónica de la cita, compartela.

218820

No te vayas sin tu regalo, es gratis.

Mis 10 secretos para crear webs de éxito

+ trucos y recursos gratis para Divi

Tengo regalitos
para ti 😉

Responsable de los datos: Gonzalo de la Campa Marinas
Finalidad de los datos: Enviarte información.
Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Profesional Hosting (UE)
Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

×
¿Alguna duda? Estoy aquí ahora, al otro lado del WhatsApp ;-) Cuéntame y te ayudo encantado.
218813

¿Te vas sin tu regalo?

Mis secretos para crear una web de exito

+ trucos y recursos gratis para Divi

Responsable de los datos: Gonzalo de la Campa Marinas
Finalidad de los datos: Enviarte información.
Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Profesional Hosting (UE)
Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Dime dónde te envío

tu regalo

Responsable de los datos: Gonzalo de la Campa Marinas
Finalidad de los datos: Enviarte información.
Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Profesional Hosting (UE)
Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Dime dónde te envío

el enlace al webinar

Responsable de los datos: Gonzalo de la Campa Marinas
Finalidad de los datos: Enviarte información.
Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Profesional Hosting (UE)
Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Pin It on Pinterest